Breaking News

sábado, 14 de junio de 2014

MARK SÁNCHEZ

Mark Travis John Sánchez Marmolejo (nacido el 11 de noviembre de 1986, en Long Beach, California), es un jugador de fútbol americano, que se desempeña en la posición de quarterback para los Philadephia Eagles de la NFL, fue seleccionado por los Jets en el Draft 2009 de la NFL, con la quinta selección global. Jugó a nivel universitario para los USC Trojans. Sánchez nació y fue criado, en el área del Sur de California. Al ser mexicano-estadounidense de tercera generación, es un símbolo dentro de la identidad mexicana-estadounidense, y modelo a seguir para los jóvenes.

En su única temporada como quarterback titular en USC, llevó a los Trojans a una marca de 12-1, segundo lugar en el Coaches Poll, y tercer lugar en el AP Poll, ganó el Rose Bowl 2009, siendo elegido como jugador ofensivo más valioso Tras haber mostrado un interés inicial por permanecer hasta su última temporada en USC, al final decidió declararse elegible para el draft 2009 de la NFL.

Vida personal
Sánchez es mexicano-estadounidense de tercera generación. Su bisabuelo, Nicholas Sánchez, nació en Zacatecas, México; después emigró al sur de Texas, y en 1911, al Valle Central de California, donde el y su esposa trabajaron recolectando fruta y criaron una familia de seis hijos Nicholas Sánchez se asentó en Palo Verde en la sección de Chávez Ravine, pero fue desplazado cuando el gobierno limpio el terreno para convertirlo en dominio público, solo para construir el Dodger Stadium.

Otro de sus bisabuelos, Pedro Moreno de Jalisco, se mudó a Bisbee, Arizona, donde se convirtió en un exitoso inversionista de bienes raíces, antes de mudarse a Los Ángeles con su esposa y 16 hijos. El hijo de Nicholas Sánchez, Jorge, y la hija de Pedro Moreno, Juanita se casaron y formaron una familia; Jorge, un veterano de la Segunda Guerra Mundial, era un técnico en aeronáutica y su familia vivía en un barrio predomínate de afroamericanos al sur de Los Ángeles. El hijo más joven de Jorge y Juanita, Nick, se casó con una de las pocas mexicanas-estadounidenses en un barrio judío al este de Los Ángeles, la pareja tuvo tres hijos antes de divorciarse cuando Mark Sánchez tenía cuatro años; Mark y sus hermanos se quedaron con su padre, pero su madre se mantuvo cerca de ellos, y eventualmente su mudó a la misma ciudad.

Su padre Nick, es capitán de bomberos en Orange County, California. En la universidad, Nick Sánchez jugó como QB para la Universidad del Este de Los Ángeles. Mark Sánchez creció en Whittier y en Pico Rivera; cuando tenía seis años su mudó con su padre y hermanos a Rancho Santa Margarita, un barrio predominante de caucásicos en Orange County. Su padre de volvió a casar, y los educó con disciplina firme, para que fueran líderes y comunicadores. Sus dos hermanos mayores jugaron fútbol americano colegial: Nick Jr. asistió a la Universidad de Yale, donde jugó como quarterback (1992-94); Brandon asistió a la Universidad de DePauw, donde jugó como línea ofensiva. Nick Jr. asistió también a la Universidad de leyes de USC, y es un abogado de negocios.

Cuando Mark Sánchez cambio de high school, la familia se mudó a una casa de renta en Mission Viejo.

Entre temporadas en USC, Sánchez trabajó como sous chef en Phil Trani's, un restaurante en Long Beach.